Siguenos estamos en Facebook


Como cabia de esperar, MOSARQ ya tiene un pequeño lugar en Facebook, la conocida red social, para todos aquellos que nos seguís podáis ver parte del trabajo que desarrollamos en la elaboración de infografias tanto para estudiantes como para arquitectos.

Bienvenidos y gracias por estar ahi.

El urbanismo le dice adiós a Juan Luis Dalda


No tuve el placer de ser alumno de él pero si que coincidí de oyente en algunas de sus ponencias y clases en la Escuela de Arquitectura de Coruña. [ver noticia]

Desde aquí, todo el ánimo del mundo a todos sus familiares. [noticia El Pais ]

Os dejo con las palabras del arquitecto y profesor Felipe Peña que acabo de ver en la web de la ETSAC.

Hasta siempre.


A ESCOLA BOTARÁ DE MENOS AS SÚAS PALABRAS

NO PASAMENTO DE JUAN LUIS DALDA


MODELANDO LA CIUDAD

No es solo el urbanismo de Galicia el que queda medio vacío con su desaparición, sino una cultura del pensamiento en la que nada es ajeno para quien mantiene su mente activa: territorio y política; las ciudades son para que la gente viva en ellas.

Desdeñaba los artificios que exageran el valor de los signos afirmando que lo urbano debe ser primero pensado racionalmente.


Este aparentemente leve territorio para su trabajo le apasionaba, entre otras cosas porque, como muchos de su generación, creía que el mundo podría llegar a ser más justo modelando con precisión las calles y las plazas de las ciudades.

Ofrecía audiencia a lo razonable y se enfrentaba desasosegada a lo imaginativo, pero nunca dejaba acercarse, curioso, generoso y sonriente, hacia sus interlocutores menos científicos. No era solo el artífice de bellas palabras que tantas veces le reprochamos con envidia, sino una mente despejada y ágil capaz de organizar un conocimiento con un discurso; muchos de ellos están en la memoria de sus alumnos y ex alumnos de la Escuela de Arquitectura de A Coruña. Empezó a trabajar en el territorio de Galicia con el Plan Ciudad de las Rías y el grupo EUSA, al que Albalat propuso para desarrollar su idea metropolitana, y sus labores continúan luego en los más delicados tejidos históricos y frágiles espacios de Galicia.

La ciudad difusa de Oporto a Ferrol o el espacio rural de Ourense son las últimas tareas que había decidido tomar en sus manos en los últimos días; sus compañeros de la Oficina de Planeamento los continuarán. Sus pasiones se centraban en la organización de nuestros espacios. Nuestras ciudades echarán de menos sus palabras.



Felipe Peña